Mujer con resfriado
[ Novedades ]

Remedios para curar un resfriado

Los medicamentos no nos van ayudar mucho con un catarro, es mejor optar por remedios caseros que conseguirán mitigar los síntomas de una forma natural.

Si visitamos un médico con un resfriado nunca nos recetara un antibiótico y por ello, aquí te damos algunos remedios caseros para tratar un resfriado:

Ajo

Cabezas de ajo para el resfriado

El ajo es un antibiótico natural que refuerza el sistema inmunológico contra los virus.

Podemos preparar un infusión de ajo, para ello cortamos tres dientes de ajo en pedacitos, los ponemos a hervir 10 minuto con un litro de agua, dejamos reposar, colamos la infusión y nos la tomamos aún caliente.

Unas dos tazas de esta infusión te ayudaran a calmar la tos, despejar los bronquios y descongestionar.

Jengibre

Según un estudio, el jengibre cuenta con propiedades expectorantes, antitusivas, antiinflamatorias y antibióticas que ayudan a combatir el resfriado, la gripe y la tos con flemas.

Con una una mezcla de extractos de jengibre te ayudará a combatir los efectos del resfriado. Puedes tomar este extracto ultra concentrado como infusión.

Para ello, basta conocer qué es Hot Sale México y así, darle un vistazo a las ofertas que haya en los artículos naturales para cuidar de tu salud en todo momento.

Baños calientes

Para aliviar los dolores musculares propios del catarro te sentarán genial un baño de agua caliente durante unos 15 minutos con unas gotas de aceites esenciales de eucaliptus.

Gárgaras para el dolor de garganta

Si tienes la garganta muy irritada puede ser de gran ayuda hacer unas gárgaras de infusiones de plantas antisépticas. Puedes prepararte una infusión de salvia, manzanilla, limón, menta y tomillo, cuela la mezcla y añádele vinagre de sidra o miel.

Haz las gárgaras cuando la mezcla esté templada.

Agua con sal

La congestión nasal se puede tratar con una mezcla de sal y agua. En una taza de agua tibia añádele un cuarto de cucharadita de sal marina sin yodo y un cuarto de cucharadita de bicarbonato.

Vierte un par de gotas en cada fosa nasal, luego inclínate hacia adelante para que escurra un poco y suena tu nariz suavemente. En el mercado también existen kits de irrigación nasal ya preparados y con unos prácticos aplicadores.

Sopa caliente

La sabiduría de las abuelas es infinita, y es que un estudio de la Universidad de Nebraska les ha dado la razón.

Una sopa de pollo te hace sentir mejor porque reduce la congestión y lubrica la garganta, reduce la irritación, también ayuda calmar los cólicos menstruales y alivia poco a poco el resfriado. 

Esperamos que con estos remedios naturales puedas aliviarte muy pronto del resfriado que pescaste y para no obviar, evita contagiar a la gente que está a tu alrededor.

Etiquetas: